¿Qué es la marca de agua?

qué es la marca de agua

Los grabadores de videovigilancia digitales con marca de agua o sello digital, garantizan la autenticidad y fidelidad de sus grabaciones, impidiendo su alteración, modificación o sabotaje y garantizando su validez frente a un proceso judicial.

Gracias a la codificación de las grabaciones mediante marca de agua, las imágenes cuentan con "metadatos" que aportan información veraz sobre las imágenes como la hora y fecha de los hechos, lugares, usuarios etc. que generan un conjunto de pruebas y autentifican las grabaciones

El uso de marcas de agua ("watermarks") como sistema de protección y de autentificación, es casi tan antiguo como la fabricación de papel. Durante cientos de años, cualquiera que poseyera o fabricase un documento u obra de arte valioso/a lo marcaba con un sello de identificación o marca de agua, no sólo para establecer su propiedad, origen o autenticidad, sino para desalentar a aquellos que pudieran intentar robarlo, modificarlo o falsificarlo.

Las propias características de la información digital (facilidad de réplica, facilidad de transmisión y uso múltiple, facilidad de tratamiento y modificación, equivalencia de las copias digitales etc.) facilitan la agresión contra los derechos del propietario de dicha información, lo que hace necesaria la existencia de un sistema de protección potente. Por todo esto, se ha expandido el concepto de marcas de aguas al mundo digital, incluyendo impresiones digitales inmateriales utilizadas para autentificar la propiedad de una información digital y servir en la defensa de los intereses de dicha propiedad.

Su objetivo principal es poner de manifiesto la manipulación ilícita, por eso, las técnicas de marcas de agua son utilizadas para la autenticación de que el original no ha sido falsificado y son un requisito indispensable cuando las grabaciones se quieren aportar como prueba en cualquier tipo de reclamación, especialmente en los casos en los que se haya captado un delito o infracción.

Todos los grabadores de videovigilancia que utiliza Prevent en sus instalaciones de seguridad, cuentan con grabación con protección de "marca de agua". Gracias a esta tecnología, se garantiza que las grabaciones de las cámaras de seguridad no han sido manipuladas, garantizando su validez. Independientemente del tipo y características de la instalación de cámaras de seguridad (Comunidades de Propietarios, pequeño comercio, polígonos industriales, centros comerciales...), se hace imprescindible que los grabadores cuenten con marca de agua. De lo contrario, un juez podría invalidar las grabaciones como prueba de un delito en un proceso judicial. 
 

Contáctanos

 

Acepto los términos y condiciones